jueves, 8 de agosto de 2013

Aferrado y Abatido.

Acostado, enfermo, desmoralizado, abatido, con ganas de nada. 
Esto es lo que me pasa; que estuve varios días preocupado por mis faltas y mi tensión se limitaba de a poco, hasta que conseguí donde enfrentar mi destino. Fueron 9 días de intenso trabajo , levantarse temprano no es fácil pero así lo dispuso Dios. Pensando que todo saldría bien y que lo mejor estaba por llegar, de un momento a otro todo paso hacerse oscuro, parecía mentira pero la realidad se hacia notar mas. Las cosas salieron mal y no como lo había planeado, busqué y busqué y no lo encontré me estaba dando una pesadilla en ese momento y decidí esperar, ya al siguiente día quise olvidar lo que había pasado mas no podía y comencé en mi búsqueda pero todo parecía haber terminado. 
Me la pase todo el día sin querer hacer nada mas la gripe que me acogía me hacia sentir aun peor. Al siguiente día salí de nuevo temprano a trabajar lo mejor era empezar de nuevo, mi mala suerte no se había terminado y al parecer ya no tenia nada que hacer en ese lugar.  
De pena regresé a mi casa ¡Y ahora que hago! exclamé yo, no tenia nada que hacer y me puse a leer.  Ahora cada segundo que pasa trato de buscar algo nuevo que me ayude a suplantar lo perdido y no veo nada, se acercarán los días  en el que me lamentaré a mi  mismo, pero como pudo ser eso posible la verdad no lo entiendo. 
9 días en vano para nada, pero como dice el dicho "La esperanza es lo ultimo que se pierde" no tengo que esperar pero se que tendré que confiar si quiero que todo me vuelva a sonreír. 

Se que Dios no me abandonará.
Y así lo hizo, hoy en día estoy mas que FELIZ....!!!!  D:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu comentario:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...