sábado, 14 de junio de 2014

Que más sigue despues del día.

Millones de años como la visión de la luz que quebranta mi espíritu.
Recuerdo la visión del sueño, la tierra alborotada
con el poder de las letras que salían de la boca del más grande
… y así el hombre conoció al dueño.
Que más seguía…  es siete veces los días.
Que más seguía…  por la corriente de los siete mares.
Que más seguía…  la leyenda del que se movía.
Que más seguía…  conocer el día que se oscurecía.
Que más seguía…  comenzar a contar las horas o vivir el principio.
Que más seguía…  agradecer a mi guía.
Que más seguía…  armar la última travesía...
Te servía con la verdad atada junto a mi alma
que recorría como sangre hasta encontrarte, te servía porque te conocía.
Y la revelación no tardó en aparecer en los instintos de todo aquel
que miraba la luz unos para vengarse, otros para amar;
unos para servir y seguir, otros para mentir y sufrir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu comentario:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...